Arroz con Bogavante

Arroz con bogavante

El arroz con bogavante es un plato delicioso. Vamos a compartir contigo una sencilla receta que hará que te salga un plato verdaderamente delicioso, tiene un precio medio, no es demasiado difícil de hacer y los resultados están garantizados.

 

Para su elaboración se necesita:

 

  • 1 bogavante fresco de medio kilo aproximadamente
  • 350 gramos de arroz redondo (mejor si es arroz bomba)
  • 2 tomates medianos.
  • 1 cebolla grande.
  • 3 dientes de ajo.
  • 1,5 litros de caldo de marisco (mejor si es casero)
  • Pimentón dulce, una guindilla cayena, ñora picada y perejil.
  • Aceite de oliva virgen extra.
  • Un poco de brandy
  • Sal (al gusto)
 

Modo de elaboración

En una paellera o una sartén amplia y baja echaremos un chorro de aceite de oliva y freiremos la guindilla y uno de los dientes de ajo. Antes de que se dore el ajo lo sacaremos y lo machacaremos en un mortero, la guindilla podemos desecharla si no queremos un sabor muy picante.

En el aceite que ha quedado sofreiremos la cebolla y cuando esté pochada añadiremos el tomate, que previamente habremos rallado.

Aprovecharemos para cortar el bogavante con un cuchillo grande o con un hacha, procurando retirar los trocitos pequeños y una vez limpio lo incorporaremos al sofrito.

Por otro lado, pondremos la ñora el ajo frito, el crudo, el pimentón y un chorrito de brandy, lo machacaremos lentamente pero con fuerza, procurando que todos los ingredientes se mezclen entre sí. Cuando lo hayamos hecho lo incorporaremos a la paellera junto al arroz y añadiremos el caldo de marisco, pero lo iremos echando poco a poco y removiéndolo bien todo.

Probamos de sal y rectificamos si es necesario y dejaremos cocinar hasta que el arroz esté a nuestro gusto, alrededor de unos 15 o 20 minutos aproximadamente.

Consejos

Si no se tiene hecho caldo de marisco casero, una buena opción es utilizar algún envase de caldo de marisco de los que vienen preparados.

A este plato también podemos añadirle otros productos del mar como pueden ser gambas, almejas o incluso mejillones, aunque el bogavante será el protagonista principal.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Traducir »